VÍCTIMAS: Ni centro, ni cabeza de la paz…Solo silenciados y a la cola!

A PROPÓSITO DE LA CONSULTA DEL GOBIERNO A VÍCTIMAS…

…NI AMPLIA, NI MUCHO MENOS PARTICIPACIÓN

Alfonso Castillo Garzon
Defensor de Derechos Humanos
+57 3102125193
twitter:@castilloalfo
skipe: hojasuelta1

Desde hace varios meses, el Gobierno ha promovido la publicidad para crear la sensación que las victimas están al centro de la construcción de paz y de su implementación, se utiliza esta consigna en cuanto escenario es posible, creando la sensación, de cosa cierta.

Pues la verdad es otra, lo hasta ahora mostrado por el Gobierno, es la clara intención de desmontarse de su obligación, de prevenir la nueva victimización, atender a las víctimas y reparar integral y oportunamente a los y las afectadas por la guerra. Hoy por cuenta de la Ley de víctimas y su política pública, solo se escuchan los reclamos de las víctimas por la falta de cumplimiento a  la ley por parte de los gobernantes. Lo que parece quedar claro es que no hay intención del gobierno de provocar ninguna modificación a la ley de víctimas, salvo algunos cambios de maquillaje, pero de fondo nada que garantice acelerar la reparación o derecho a la restitución de tierras.

En el tiempo transcurrido entre la firma del acuerdo final en noviembre de 2016, y el día de hoy, no existe ninguna prueba fehaciente, de que el gobierno tenga en cuenta la opinión de las víctimas en todo el proceso de discusión de las normas que se han presentado al debate vía FAST-TRACK en el congreso, solo la designación autoritaria que hizo el Gobierno para facilitar la representación del coordinador de la mesa nacional de víctimas en este proceso, sin embargo esta “representación “se hace para el compañero sin garantías de informada y documentada participación.

Igualmente señalar que no parecer ser la intención del gobierno, que el tema de víctimas no aparece mencionado en ninguna de las cerca de 50 prioridades establecidas en el cónclave celebrado en Cartagena el 26 de marzo, lo que significa que ninguna ley que afecte derechos de las victimas será parte de las normas que el gobierno presentara al congreso para a provechar los pocos días que le quedan a la fase de FAST TRACK, lo que claramente, es ir en contra vía de la tesis de las víctimas en el centro de la implantación de la paz, porque cambias hay que hacer y son urgentes además de existir propuestas por parte de las organizaciones de víctimas y de derechos humanos, incluida una reforma constitucional que eleve a las víctimas de la guerra a sujeto de especial protección constitucional.

Pero más allá de todo esto, es el colmo que con tanto anuncio sobre las víctimas, estas no han sido, ni de lejos, tenidas en cuenta. Creo que la mejor forma de demostrarlo es el actual proceso que la UVARIV ha denominado “proceso amplio de participación” pero que conociendo el detalle del mismo no es ni lo uno, ni lo otro.

El proceso a través del cual el gobierno consulta a las víctimas, no ha sido ampliamente divulgado, y solo se conoció a través de redes sociales cuando el mismo estaba en desarrollo.  A pesar de reconocer que se amplía la participación de víctimas no organizadas, también hay que decir que: Este proceso fue decidido de manera unilateral por el gobierno, sin considerar para nada  la opinión, al menos de la mesa nacional de participación efectiva, ni encuesta u otro medio de consulta a ninguna mesa en el país, desconociendo que este es el mecanismo institucional para la participación de las víctimas. Igualmente,  se convoca a este ejercicio, tardíamente a las personas, sin proporcionar suficiente información sobre objetivos de la convocatoria, lo que viola el principio de ilustración previa. Así mismo las garantas de participación se limitan a trasportes, alojamiento y comida. Sin considerar que muchas personas, tienen que dejar su actividad productiva, para poder acceder a esta convocatoria.

Pero lo más grave de este “proceso”, es que la UVARIV; limite los temas de la consulta a tres aspectos: “Retornos y reubicaciones, reparación colectiva y asistencia psicosocial”, esta definición igualmente se hace de manera unilateral, lo cual va en contravía del apartado 5.1.3.7. Del acuerdo final de paz de la ley de victimas para garantizar la reparación integral.

Además, la consulta sobre estos tres temas, se hace con una metodología de preguntas, que limitan la participación amplia, e podrían inducir a determinados resultados, seguramente los que la unidad quiere promover, dejando de lado otros aspectos que deben modificarse en la ley.

También hay que insistir en que este “proceso se hace sin la participación de la unidad de restitución de tierras, que debería tener mucha articulación, si se considera que el tema de la tierra es una de las causas del conflicto y un aspecto crucial del acuerdo final de paz y su implementación.

Finalmente decir que el “proceso amplio de participación”, no lo es, para lograr este propósito, se requiere una consulta informada sobre todos los aspectos problemáticos identificados en la ley 1448, que hasta hoy son muchos y han hecho de la reparación y la restitución un derecho inaccesible.

Corresponde a las víctimas y sus organizaciones promover y apropiar múltiples espacios, con la movilización y la presentación de propuestas que garanticen el derecho a la participación efectiva de las víctimas en la construcción de la paz, y estas no sean usadas o revictimizadas a nombre de la promesa de la paz. Para dejar de ser de cola silenciada, a centro real de la implementación de los acuerdos.

Abril 4 de 2017






Entradas populares